Masajes y música relajante

Masajes y música relajante

En los tiempos que corren, parece que hay que hacer las cosas a todo correr. Siempre. Y no debería ser así. Obviamente, en nuestra sociedad prima lo instantáneo y la mayoría de trabajos suponen una carga que en ocasiones desembocan en situaciones de estrés y ansiedad. Por eso, debemos parar de vez en cuando y tomarnos unos minutos para nosotros mismos, dejando atrás todas las preocupaciones.

Una buena manera de relajarse es recibir un masaje. Claro que hay una gran variedad para elegir. Desde los masajes de tipo más terapéutico a los que se centran en una zona concreta del cuerpo. Pero si lo que buscas son masajes eróticos en Barcelona, estás de enhorabuena, ya que existe una gran variedad de locales en los que se ofrecen estos servicios. De esta manera, podrás encontrar profesionales procedentes de diferentes países para poder disfrutar de todas las técnicas que se estilan alrededor del mundo.

Obviamente, una de las mejores maneras de complementar un buen masaje es tener música relajante de fondo. Ya sea de tipo chillout, clásica o tribal, lo cierto es que los sonidos relajantes también pueden contribuir a destensar los músculos. Si lo que buscas con los masajes es despertar los sentidos (y lo que no son los sentidos), quizá quieras optar por unos ritmos más vivos. Lo que no se puede negar es que la música y la relajación han vivido una estrecha relación desde el principio de los tiempos. Antes, cuando la música no era principalmente un negocio, se utilizaba como un medio para desplazarse a lugares lejanos en los que desconectar. Para ello también se utilizaban algunas hierbas mágicas, pero esa es otra historia.

Lo que está claro es que la conjunción de erotismo y música es perfecta, así que no debes dudar a la hora de combinarlo cuando quieras recibir un masaje especial. Además de los aceites especiales que se utilizan para que las manos y otras partes del cuerpo hagan bien su trabajo, puedes solicitar a la masajista que ponga un poco de música para mejorar el ambiente. Es posible que haya personas a las que les relaje el heavy metal, aunque quizá el centro no permita reproducir ciertos tipos de música. Si ese es el caso, puedes invitar a alguien a tu propia casa para que te dé ese masaje que tanto necesitas con las canciones que tú desees escuchar.

Parece que los beneficios de un masaje están infravalorados, y solo se suele recurrir a ellos cuando existe una lesión y el traumatólogo los prescribe. Sin embargo, unas sesiones de mantenimiento y prevención pueden servir para que los músculos no lleguen al punto de tensión que produzca una contractura o algo peor. Más vale prevenir que curar, ¿no? Si lo que buscas son masajes eróticos, cualquier excusa es buena para acudir a donde una profesional. O también puedes optar por ellos como regalo, y es que, ¿acaso se te ocurre alguna persona que no disfrute con un buen masaje? Seguro que con eso no fallas. Eso sí, que cada cual escoja su música de acompañamiento.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *